Autónomos. La cotización que viene en 2021

Como ya sabréis a estas alturas, el Gobierno en el marco de las recomendaciones del Pacto de Toledo, quiere adaptar las cotizaciones de los autónomos a sus ingresos reales.

La realidad es que en España existen 3,2 millones de autónomos, de los cuales el 85% cotizan por la base mínima.

Cotizar por la base mínima significa declarar que se ganan 944 euros al mes y afrontar el pago de una cuota fija mensual de 286 euros a la Seguridad Social, independientemente de cual sea la realidad de las cuentas del negocio. Y eso es precisamente lo que quiere modificar el Gobierno, que ha anunciado “cambios inminentes” en la cotización de los autónomos.

Existe alto nivel de consenso en considerar que el sistema actual no es sostenible desde el punto de vista del mantenimiento de la Seguridad Social y de las Pensiones, sin embargo las voces son discordantes en cuanto a las medidas a tomar.

De momento el Gobierno ha presentado a las principales Asociaciones de Autónomos un borrador que supone una clara declaración de intenciones:

  • Las Bases de cotización se ordenarían en tramos semejantes a los existentes para el IRPF:

– Quienes declaren ingresos de menos de 12.000 euros seguirán tributando por la base mínima y recibirían incluso rebajas que –en el borrador actual—podría llegar hasta el 50% de lo que cotizan.

– Aunque los tramos están todavía cerrándose, quienes obtengan rendimientos netos de 24.000 o 25.000 euros seguirían cotizando como hasta ahora.

– Pero a partir de ese nivel, las cotizaciones a la Seguridad Social irían creciendo hasta llegar a la base máxima a los que obtengan rendimientos iguales o superiores a los 45.000 euros anuales.

  • La idea es determinar la base de cotización en función de los ingresos netos obtenidos el año anterior. Si se aplicara en 2021, como parece que se hará, la idea es determinar esa base de cotización a partir del Rendimiento de Actividades Económicas obtenidas durante ese mismo ejercicio. 

Es decir, será la declaración de IRPF la que determine la base de cotización final, y se procederá a una regularización por parte de la Seguridad Social. Tanto a devolver como a ingresar. 

El sistema propuesto por el Gobierno supondría un incremento de cotización y cuota a pagar para 700.000 autónomos y un incremento de recaudación general por este concepto del 20%.

De momento las posturas están muy encontradas. Las Asociaciones de autónomos consideran inoportuna cualquier subida de cuotas debido a la situación económica que ha generado la pandemia, el Gobierno señala que la aplicación de la reforma sería gradual y lenta con afectación muy parcial, sólo a aquellos autónomos con rentas netas superiores a 25.000 €.

Atentos.

 Ayudaemprende y Externalix te informan. Noviembre 2020

 

 




Fuente: ayudaemprende